¿cómo se clasifican las relaciones sexuales?

Ejemplos de prácticas sexuales

La orientación sexual es un patrón duradero de atracción romántica o sexual (o una combinación de ellas) hacia personas del sexo o género opuesto, del mismo sexo o género, o hacia ambos sexos o más de un género. Estas atracciones se engloban generalmente en la heterosexualidad, la homosexualidad y la bisexualidad,[1][2][3] mientras que la asexualidad (la falta de atracción sexual hacia otros) se identifica a veces como la cuarta categoría[4][5].

Estas categorías son aspectos de la naturaleza más matizada de la identidad sexual y de la terminología,[3] por ejemplo, las personas pueden utilizar otras etiquetas, como pansexual o polisexual,[3][6] o ninguna. [Según la Asociación Americana de Psicología, la orientación sexual «también se refiere al sentido de identidad de una persona basado en esas atracciones, los comportamientos relacionados y la pertenencia a una comunidad de otras personas que comparten esas atracciones»[1][7] La androfilia y la ginefilia son términos utilizados en la ciencia del comportamiento para describir la orientación sexual como una alternativa a la conceptualización binaria del género. La androfilia describe la atracción sexual hacia la masculinidad; la ginefilia describe la atracción sexual hacia la feminidad.[8] El término preferencia sexual se solapa en gran medida con el de orientación sexual, pero generalmente se distingue en la investigación psicológica.[9] Una persona que se identifica como bisexual, por ejemplo, puede preferir sexualmente un sexo sobre el otro.[10] La preferencia sexual también puede sugerir un grado de elección voluntaria,[9][11][12] mientras que la orientación sexual no es una elección.[13][14][15]

LEER  ¿cuáles son los momentos de la evaluación inclusiva?

Definición de comportamiento sexual

«Sexo» se refiere a las diferencias fisiológicas entre los cuerpos masculinos, femeninos e intersexuales. El sexo de una persona incluye tanto las características sexuales primarias (las que están relacionadas con el sistema reproductor) como las secundarias (las que no están relacionadas con el sistema reproductor, como los pechos y el vello facial). En los seres humanos, el sexo biológico se determina al nacer, normalmente por los médicos, mediante la observación de cinco factores:

Los bebés intersexuales con genitales externos ambiguos suelen ser «corregidos» quirúrgicamente al nacer para que se ajusten más fácilmente a una categoría de sexo socialmente aceptada. Lo que se considera masculino, femenino o incluso ambiguo está clasificado en gran medida por la sociedad, y este tipo de cirugía «correctiva» es un tema muy controvertido.

Los defensores de la cirugía argumentan que es necesario que los individuos sean claramente identificados como hombres o mujeres para que puedan funcionar socialmente. Sin embargo, muchas personas intersexuales sostienen que este procedimiento es invasivo e innecesario. Algunos individuos pueden ser criados como un género determinado (niño o niña) basándose en el sexo (masculino o femenino) que se eligió para ellos al nacer, pero luego se identifican con otro género más adelante; algunos pueden incluso optar por la cirugía de reasignación sexual más adelante para alinearse más verdaderamente con lo que son.

Técnicas sexuales y patrones de comportamiento

La fuerza no siempre se refiere a la presión física. Los agresores pueden utilizar la coacción emocional, la fuerza psicológica o la manipulación para obligar a la víctima a mantener relaciones sexuales no consentidas. Algunos agresores utilizan amenazas para obligar a la víctima a cumplir, como la amenaza de hacer daño a la víctima o a su familia u otras tácticas de intimidación.

LEER  ¿cómo ver películas gratis 2021?

La mayoría de los agresores son personas conocidas por la víctima. Aproximadamente ocho de cada diez agresiones sexuales son cometidas por alguien conocido por la víctima, como en el caso de la violencia sexual en la pareja o la violación por un conocido.

El término «violación en cita» se utiliza a veces para referirse a la violación por conocidos. Los autores de la violación por conocidos pueden ser una cita, pero también pueden ser un compañero de clase, un vecino, la pareja de un amigo o cualquier otro papel. Es importante recordar que las citas, las instancias de intimidad anteriores u otros actos como los besos no dan el consentimiento a alguien para un contacto sexual mayor o continuado.

Los supervivientes de la violación por parte de un desconocido y de la violación por parte de un conocido suelen culparse a sí mismos por haberse comportado de una manera que animó al agresor. Es importante recordar que la víctima nunca tiene la culpa de las acciones del agresor.

Cuál es mi orientación sexual

A lo largo de la historia de la psicopatología (y de sus principales sistemas de clasificación) se han producido numerosas controversias y debates en relación con la orientación sexual y la identidad de género. Éstas aún se reflejan en las actuales reformulaciones de la disforia de género tanto en el Manual de Diagnóstico y Estadística como en la Clasificación Internacional de Enfermedades, y en las microagresiones más o menos sutiles que sufren los pacientes lesbianas, gays, bisexuales y trans en la atención de salud mental. El presente artículo revisa críticamente esta historia y las controversias actuales. Revela que este campo profundamente complejo contribuye (i) a la reflexión sobre el propio concepto de enfermedad mental; (ii) a la focalización en el malestar subjetivo y la experiencia centrada en la persona de la psicopatología; y (iii) al reconocimiento del estigma y la discriminación como variables intervinientes significativas. Por último, sostiene que la orientación sexual y la identidad de género se han considerado, en la historia del campo de la psicopatología, entre dos polos: la transgresión de género y la varianza/fluidez de género.

LEER  Chica mirandose al espejo

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos