¿qué es el estereotipo de una persona?

Estereotipos negativos

Tome nota de los comentarios e imágenes estereotipadas que encuentre en los próximos días.    Son bastante omnipresentes.    Pero, ¿por qué?    ¿De dónde vienen?    ¿Qué les da su poder para moldear nuestros pensamientos y sentimientos sobre otras personas?  Melinda Jones (2002) identificó cuatro orígenes diferentes de los estereotipos.

Pensamos en términos de las categorías que creamos a partir de nuestras experiencias.    Esas categorías nos aclaran el mundo, pero también lo simplifican en exceso.    En algún momento, esas simplificaciones excesivas naturales se convierten en estereotipos.    No podemos pensar sin utilizar nuestras categorías, lo que hace difícil saber cuándo nuestras categorías obstaculizan, en lugar de ayudar, nuestra capacidad para dar sentido a las cosas.

El mero hecho de conocer los grupos sociales puede llevarnos a estereotipar a sus miembros porque suponemos que debe haber algo importante que llevó a su clasificación común en primer lugar, algo que los hace esencialmente semejantes. Vemos de cerca las diferencias individuales entre los miembros de nuestros propios grupos sociales, pero los de otros grupos sociales se confunden en la distancia en un todo homogéneo, todos una variación menor sobre el mismo tema básico.    O, en el mejor de los casos, una «excepción», una forma de reconocer que alguien no se ajusta a tu estereotipo de su grupo sin reconocer que tu estereotipo podría estar equivocado.

Significado de persona estereotipada

Los estereotipos son características impuestas a grupos de personas por su raza, nacionalidad y orientación sexual. Estas características suelen ser simplificaciones excesivas de los grupos en cuestión y, aunque parezcan «positivas», los estereotipos son perjudiciales.

LEER  ¿cómo lucía un vikingo?

Incluso cuando se enmarcan como «positivos», los estereotipos de ciertos grupos tienen efectos negativos. Un ejemplo de ello es el mito de la «minoría modelo», que se ha vinculado ampliamente a las personas de ascendencia asiática.

Aunque todos los estereotipos son generalizaciones, no todas las generalizaciones son estereotipos. Los estereotipos son simplificaciones excesivas de un grupo de personas que circulan ampliamente, mientras que las generalizaciones pueden basarse más en la experiencia personal, no en un factor ampliamente aceptado.

En Estados Unidos, ciertos grupos raciales han sido vinculados a estereotipos como ser buenos en matemáticas, atletismo y baile. Estos estereotipos son tan conocidos que el estadounidense medio no dudaría si se le pidiera que identificara qué grupo racial de este país, por ejemplo, tiene fama de destacar en el baloncesto. En resumen, cuando uno estereotipa, repite la mitología cultural ya presente en una sociedad determinada.

Estereotipos sociales

Un estereotipo es una creencia fija y demasiado generalizada sobre un determinado grupo o clase de personas. Una de las principales desventajas de los estereotipos es que nos hace ignorar las diferencias entre los individuos; por tanto, pensamos cosas sobre las personas que podrían no ser ciertas (es decir, hacemos generalizaciones). Los estereotipos [a menudo] ni siquiera son exageraciones de las diferencias reales: Son ficciones.

La categorización racial refleja el proceso de clasificar a las personas en grupos distintos basándose en la variación de los rasgos físicos fenotípicos de la cara y el cuerpo, como el color de la piel, el color y la textura del pelo, la forma de los ojos, la anchura de la nariz y el volumen de los labios. Los estereotipos raciales, los prejuicios y la discriminación reflejan la tendencia humana a conceptualizar y valorar de forma diferente determinadas configuraciones de rasgos fenotípicos, y a actuar según estos pensamientos y sentimientos en nuestras interacciones con los miembros de las categorías raciales.  Fuente:  Rethinking Racial Stereotyping, Prejudice, and Discrimination, APA.org

LEER  David cantero cantante

Ejemplos de estereotipos

Un estereotipo es una opinión, noción, imagen o idea demasiado generalizada y ampliamente aceptada sobre una persona, lugar o cosa. Por decirlo suavemente, es una «idea errónea» común asociada a rasgos de individuos o grupos. Según Simply Psychology, utilizamos los estereotipos para simplificar nuestro mundo social y reducir la cantidad de procesamiento (es decir, de pensamiento) que tenemos que hacer al conocer a una nueva persona, clasificándola bajo un «marcador preconcebido» de atributos, rasgos o actitudes similares que observamos.

Los estereotipos conforman la percepción que tenemos de nosotros mismos y de quienes nos rodean. Cuando definimos a una persona únicamente por el estereotipo que se le atribuye automáticamente, no vemos la individualidad de la persona más allá de su «etiqueta» ni le permitimos ser un individuo por derecho propio. Al hacerlo, se les priva de otros aspectos de su identidad y de su ser. Puede que no sea intencionado o no deliberado en la mayoría de las ocasiones, pero crea caminos de dudas y turbulencias de identidad.

Un ejemplo muy común es el asociado a los tipos de cuerpo. Independientemente de las medidas de tu cuerpo, ya seas delgado o grueso, a menudo se asocian con generalizaciones que implican que algo está «mal» en tu forma de consumir alimentos. Esto puede conducir a la aparición de trastornos alimentarios o a una mayor conciencia de sí mismo, cuando en realidad son muchos los factores que contribuyen al estado de la masa corporal, y no sólo los hábitos alimentarios.

LEER  ¿qué dice la ley del trabajo sobre las embarazadas?

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos