¿qué piensa la gente de la homofobia?

¿son los negros más homófobos? (homofobia en el

Aunque tradicionalmente la homofobia se ha aplicado sólo a quienes se consideran lesbianas u homosexuales, el término se extiende también a las personas bisexuales y a los transexuales y transgéneros. Sin embargo, también existen términos específicos relacionados con diferentes tipos de individuos LGBTQ+ que reflejan orientaciones específicas.

El término homofobia es una frase relativamente nueva (en el transcurso de la historia) y fue introducido por primera vez por el psicólogo George Weinberg en la década de 1960. Sin embargo, el concepto de homofobia puede remontarse hasta la antigua Grecia, que es la época en la que se consideró por primera vez en la cultura común.

«Considerando que la homosexualidad per se no implica ningún impedimento en el juicio, la estabilidad, la fiabilidad o las capacidades sociales o vocacionales generales, la Asociación Americana de Psiquiatría (APA) hace un llamamiento a todas las organizaciones internacionales de salud, a las organizaciones psiquiátricas y a los psiquiatras individuales de otros países para que insten a la derogación en sus propios países de la legislación que penaliza los actos homosexuales realizados por adultos con consentimiento en privado. Además, la APA hace un llamamiento a estas organizaciones e individuos para que hagan todo lo posible por disminuir el estigma relacionado con la homosexualidad dondequiera y cuandoquiera que se produzca».

LEER  Tipos de discriminacion dibujos

¿cómo deben responder los cristianos cuando se les acusa de

La homofobia es a menudo el término utilizado para la intolerancia hacia las personas bisexuales, pero la comunidad bisexual también lucha contra la bifobia. Esto es cuando su sexualidad es vista como inválida. La bifobia proviene de la creencia de que uno es heterosexual o gay, y que la sexualidad no es un espectro.

La gente puede ser homofóbica de muchas maneras diferentes. La homofobia adopta la forma de insultos, discriminación e incluso incluye la violencia. Estos abusos están motivados únicamente por el hecho de que alguien tenga una orientación sexual diferente.

Este acoso nace de la ignorancia, el miedo y, en muchos casos, la inmadurez. La homofobia tampoco es siempre evidente. Si te ignoran o no te tratan con el mismo respeto que a una persona heterosexual, sigue siendo homofobia.

Muchas frases y palabras pueden parecer inofensivas pero también pueden ser homofóbicas. La mayoría de los alumnos LGBTQ+ -86%- escuchan regularmente frases como «eso es tan gay» o «eres tan gay» en la escuela, según el informe de Stonewall de 2017.

Kanye west aborda la homofobia del hip-hop en 2005

La homofobia adopta muchas formas diferentes. A veces adopta la forma de actos físicos de odio, violencia, agresiones verbales, vandalismo o discriminación flagrante, como el despido de un empleado, el desalojo de una persona de su vivienda o la denegación del acceso a alojamientos públicos basándose únicamente en su orientación sexual o en su supuesta orientación sexual. Hay muchos otros tipos de homofobia y heterosexismo que ocurren todos los días. A menudo pasamos por alto estas acciones y exclusiones más sutiles porque parecen insignificantes en comparación, pero no lo son. Es importante que los aliados solidarios de la comunidad GLBT reconozcan ciertos niveles de actitud homofóbica para que puedan tomar medidas para cambiar esa actitud.

LEER  ¿qué significa un beso en la boca entre amigos?

En el sentido clínico, la homofobia se define como un miedo intenso e irracional a las relaciones entre personas del mismo sexo que llega a ser abrumador para la persona. En el uso común, la homofobia es el miedo a las relaciones íntimas con personas del mismo sexo. A continuación se enumeran cuatro actitudes homófobas y cuatro niveles positivos de actitudes hacia las relaciones y las personas gays y lesbianas.  (Desarrollado por la Dra. Dorothy Riddle de Tucson, Arizona)

Lil nas x y kevin hart hablan de la homofobia

No es posible realizar una puntuación científicamente precisa de esta escala fuera de las condiciones reales de investigación. Sin embargo, la escala puede utilizarse como una medida aproximada pero útil de las actitudes heterosexuales hacia los homosexuales.

En general, cuanto más alta sea la puntuación, mayores serán las actitudes y creencias negativas hacia los homosexuales. Al final, puedes comparar tu puntuación con la de los participantes en el estudio de Adams para ver si te has clasificado como más o menos homófobo.

Durante gran parte de este siglo, la homosexualidad fue definida por la comunidad médica y científica como un trastorno psiquiátrico. Sin embargo, en las últimas décadas, la «homosexualidad» ha sido eliminada del manual de diagnóstico de trastornos, y el énfasis de la investigación se ha desplazado al otro lado del problema: el estudio de las reacciones negativas, a veces patológicas, de los heterosexuales hacia los homosexuales.

El término «homofobia» se ha impuesto como un resumen de una sola palabra de este problema generalizado. Desde principios de la década de 1980, los científicos que intentan medir la homofobia han desarrollado diferentes escalas y cuestionarios de homofobia.

LEER  Personas con ambos sexos

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos