Que se puede saber acerca de las características de un personaje debido a su manera de hablar

Caracterización directa

Aristóteles definió por primera vez la caracterización en el siglo XV, al hablar de la importancia de la trama sobre el carácter en la Poética: «La tragedia es la representación, no de los hombres, sino de la acción y la vida». Lo que quiere decir aquí es que la «tragedia» (o drama, es decir, una historia) no se centra en los pensamientos, y las historias, y los sueños de los personajes. La historia se centra en lo que les sucede (la trama), por lo que los escritores emplean la caracterización para transmitir información sobre esos pensamientos, historias y sueños, sin alejarse de la acción.

La forma de hablar de un personaje puede informarnos de su origen y personalidad, como su nivel de educación o lo que considera importante. Incluso la forma en que otros personajes se dirigen a ellos y se refieren a ellos es una forma de caracterización.

En la serie de Harry Potter, Dobby se refiere a Potter como «el noble Harry Potter» o «el buen Harry Potter», lo que nos muestra cómo el elfo doméstico adora al joven mago. También podría ser una pista de cómo Dobby mostraría su afecto por otras personas a las que admira.

Cómo el diálogo revela el carácter hoja de trabajo

La caracterización o caracterización es la representación de personas (u otros seres o criaturas) en las obras narrativas y dramáticas. El término desarrollo del personaje se utiliza a veces como sinónimo. Esta representación puede incluir métodos directos, como la atribución de cualidades en la descripción o el comentario, y métodos indirectos (o «dramáticos») que invitan a los lectores a inferir cualidades a partir de las acciones, el diálogo o la apariencia de los personajes. Un personaje de este tipo se denomina personaje[1]. El personaje es un elemento literario[2].

LEER  ¿cómo saber cuando una mujer es hermafrodita?

El término caracterización se introdujo en el siglo XIX.[3] Aristóteles promovió la primacía de la trama sobre los personajes, es decir, una narración basada en la trama, argumentando en su Poética que la tragedia «es una representación, no de los hombres, sino de la acción y la vida». Este punto de vista se invirtió en el siglo XIX, cuando se afirmó la primacía del personaje, es decir, una narrativa impulsada por los personajes, primero con la novela realista, y cada vez más tarde con el influyente desarrollo de la psicología.

El público debe deducir por sí mismo cómo es el personaje a través de sus pensamientos, sus acciones, su discurso (elección de palabras, forma de hablar), su aspecto físico, sus gestos y su interacción con otros personajes, incluidas las reacciones de otros personajes hacia esa persona en particular.

Caracterización

Ejemplos de dialecto en la literatura La forma de hablar se considera tu dialecto. Puede variar en función de tu cultura, del lugar donde te has criado, de si hablas otro idioma o de cualquier otro factor. Los autores suelen utilizar el dialecto ocular, o la ortografía y las frases no estándar en la escritura, para transmitir los patrones de habla de un personaje. El dialecto ocular es eficaz en la literatura cuando el escritor lo utiliza con un propósito específico, como la caracterización o el establecimiento de un escenario.

A veces, un personaje tiene un dialecto diferente al de los que le rodean. Tener un dialecto único puede hacer que ese personaje sea más interesante en comparación con su entorno. He aquí algunos ejemplos de novelas que utilizan el inglés estándar en su narración en tercera persona, pero que emplean el dialecto en el diálogo de sus personajes.

LEER  ¿cuántos años tiene najwa nimri?

La obra de teatro Pigmalión de George Bernard Shaw (adaptada posteriormente en la producción teatral de 1956 y en la película My Fair Lady de 1964) utiliza los dialectos de sus personajes como punto principal de la trama. En la primera escena, Eliza Doolittle reprende a la madre de Freddy con su acento cockney, y el Dr. Henry Higgins la escucha.

Ejemplos de caracterización

Ejemplos de caracterización La caracterización es el proceso mediante el cual un autor revela la personalidad de un personaje. Es un suave despliegue de la confianza de una mujer o de la mente brillante de un hombre. Lo vemos en obras de teatro, novelas, programas de televisión, películas, poemas y cualquier otro formato que implique la creación de un personaje. Los ejemplos de caracterización se manifiestan en los pensamientos, las palabras, los actos, la apariencia y otros aspectos de un personaje.

Los escritores revelan la personalidad de un personaje mediante la caracterización directa, la indirecta o una combinación de ambas. Verás que, en la caracterización directa, el autor lo dice directamente y califica al personaje de una manera determinada. La caracterización indirecta es mucho más sutil.

Cuando leemos esto, sabemos de inmediato que la protagonista femenina puede entrar en una habitación sin una gota de miedo. Del mismo modo, imaginamos que el protagonista masculino suele ser tímido y reservado. No hay que adivinar sus naturalezas inherentes.

La caracterización indirecta suele producirse a lo largo de una obra de ficción más larga, más que en un solo párrafo o sección. Sin embargo, estos ejemplos más breves de caracterización indirecta en la literatura te ayudarán a ver cómo funciona este tipo de caracterización en la práctica:

LEER  ¿cuál es la diferencia entre ser bisexual y pansexual?

Acerca del autor

admin

Ver todos los artículos